http://www.guardianesdrive.com/hazanas-y-records-de-mercedes-benz/

La combinación de la perfección técnica, el rendimiento y la velocidad ha hecho que los autos de carreras sean tan fascinantes desde el nacimiento del automovilismo hace 125 años. Esto se aplica en igual medida a las armadoras cuyos triunfos han quedado escritos en los libros de historia del automovilismo. Aquí te presentamos 12 acontecimientos que han marcado el éxito de Mercedes-Benz en diferentes momentos a través del tiempo.

200 km / h Por primera vez

El auto Benz de 200 hp con un motor de 21.5 litros y 4 cilindros es un pionero de la velocidad. Con él, Victor Hémery rompe la barrera de los 200 km/h por primera vez en Europa, justo en Brooklands, Inglaterra, en 1909. Más registros seguirán en América del Norte, donde el vehículo terrestre incluso más rápido que los aviones de esa época, recibe el título honorífico de “Lightning Benz”.

El Concepto

En 1922, los coches de carreras con forma de lágrima de Benz aerodinámicamente optimizados se convierten en las primeras máquinas de carreras de motor medio del mundo. Terminaron en su debut en carreras de Gran Premio en 1923, en cuarto y quinto lugar.

 Silver Arrows

Los autos de carreras de la década de 1930 dan lugar a autos de igual éxito. En la parte superior  se encuentra el vehículo de doce cilindros W 125 conducido por Rudolf Caracciola, quien el 28 de enero de 1938 alcanzó el récord de velocidad absoluta para vehículos conducidos en carreteras públicas a 432.7 km / h. El récord se mantiene durante casi 80 años.

El Gigante 

El coche tri-eje T 80 equipado con un motor Mercedes-Benz DB 603 apunta aún más alto. Lamentablemente, el T 80 nunca se utilizó realmente. En 2018, Mercedes-Benz Classic mostró el chasis original con una auténtica reconstrucción del marco tubular y un modelo de carrocería recortad del DB 603 en una exhibición única.

Triunfo Sorpresivo

Para ser utilizado en una sola carrera en el Gran Premio de Trípoli de 1939 en Libia, Mercedes-Benz desarrolla el auto de carrera de 1.5 litros W 165 en solo ocho meses. La marca con sede en Stuttgart se llevó una espectacular doble victoria con Hermann Lang por delante de Rudolf Caracciola.

Records Experimentales

En la década de 1970, los vehículo experimentales Mercedes-Benz C 111 (1969/70), C 111-II D (1976), C 111-III (1978), ambos con motor diesel y el C 111-IV (1979), con un motor de gasolina V8, establecieron múltiples récords mundiales en el circuito de alta velocidad en Nardò, Italia.

Atleta de larga distancia

El Mercedes-Benz 190 E 2.3-16 (W 201) celebró en una serie de carreras récord en 1983 en Nardò. El sedán compacto de alto rendimiento estableció récords mundiales de más de 25,000 kilómetros, 25,000 millas y 50,000 kilómetros, lo que simultáneamente marcó el inicio de una gran carrera deportiva en el DTM.

Estrella de Indy

A partir de 1993 y bajo el más absoluto secreto, el motor Mercedes-Benz 500I V8 de 3.4 litros se desarrolló desde cero para la IndyCar en conjunto con el equipo Penske para su auto Penske-Mercedes PC 23. Al Unser Jr. ganó la Indy 500 en 1994. Sin embargo, debido a un cambio posterior en las regulaciones de las carreras, esta fue la única victoria del motor 500I en el tradicional ovalo de Indianapolis.

Prueba de resistencia

Durante una prueba de resistencia de 30 días realizada en Laredo, Texas en 2005, tres modelos estándar de Mercedes-Benz E 320 CDI (W 211) establecieron varios récords mundiales en distancias de hasta 100,000 millas, una vez más demostrando la confiabilidad del Marca con sede en Stuttgart.

El futuro es eléctrico

En 2013, el Mercedes-Benz SLS AMG Electric Drive rodea el North Loop de Nürburgring (apodado el “infierno verde”) en un tiempo récord de 7: 56: 234 minutos. El superdeportivo es el primer automóvil eléctrico de producción que completa un circuito de la legendaria pista de carreras en menos de ocho minutos.

El Ascenso

En 2015, Mercedes-Benz marca una espectacular victoria de clase en la Pikes Peak Hill Climb. Sin embargo, no se utiliza un coche de carreras exclusivo, sino un C 300 d 4MATIC (W 205) casi completamente estándar. Uwe Nittel finaliza la ruta montañosa de 19.99 kilómetros, superando una diferencia de altitud de más de 1,400 metros, en solo 11:37 minutos, un nuevo récord para los vehículos a diesel.

Batiendo el mismo record 

Los automóviles de alto rendimiento que llevan la famosa estrella también contribuyen a otros récords deportivos. En 1962, por ejemplo, el ciclista de carreras José Meiffret se convierte en la primera persona en alcanzar los 200 km/h en una bicicleta que se arrastra en la pista por detrás de un Mercedes-Benz 300 SL “Gullwing” (W 198), justo medio siglo después de que un auto de Mercedes-Benz se convirtiera en el primer vehículo con motor de gasolina en cruzar este umbral mágico.