http://www.guardianesdrive.com/happy-birthday-500/

Este año, los primeros en desear Feliz Cumpleaños al ícono de la marca FIAT han sido los empleados de Mirafiori y los 500 propietarios que, acompañando a su héroe, en la antigua pista ubicada en la azotea del edificio Lingotto en Turín, antigua fabrica de FIAT, colocaron sus coches formando la frase “HAPPY BIRTHDAY 500”.

“Feliz cumpleaños al coche más querido de Italia”. Estas han sido las palabras de Luca Napolitano, director de las marcas FIAT y Abarth. Con 6 millones de unidades vendidas a lo largo del tiempo y más de 2 millones del modelo renovado en 2007, el FIAT 500 es líder en el segmento de los coches urbanos y ha sido el automóvil de FCA más vendido en los últimos dos años.

El colorido despliegue de 100 vehículos ha llevado al Fiat 500 al circuito del edificio Lingotto, donde se probó en los años cincuenta antes de conquistar el mundo. Muchas versiones estuvieron presentes, desde el raro 500 Cappellini de 2007 hasta el 500 Blackjack de 2010, el 500C Twin Air de 2011 y el exclusivo 500C GQ de 2014, el 500 by Gucci de 2011 y el 500 Riva de 2016, el audaz Abarth 695 Tributo Ferrari de 2009 y el 500C by Diesel de 2010, y la nueva serie conmemorativa del 120 aniversario del 500 de este año. Estos son solo algunos de los coches que llenaron de color la azotea del Lingotto e iluminaron la noche con mil reflejos multicolores.

El 4 de julio siempre supone una oportunidad especial para sorprender celebrando el cumpleaños del 500. Este año, el 500 ha vuelto a hacerlo: entró en el MoMA de Nueva York y se convirtió en una obra de arte, y entró en el mundo del cine junto con Adrien Brody en 2017, por no mencionar que entró en el Libro Guinness de los récords en la categoría “Imagen más grande de un vehículo hecha con personas” en 2015, este año, el cumpleaños del “Cinquecento” tiene como objetivo fortalecer el profundo vínculo entre la histórica fábrica de Fiat, el 500 y la ciudad de Turín, que hace 120 años fue testigo del nacimiento de la “Fabbrica Italiana Automobili Torino”.

El edificio Lingotto se inauguró en 1923 y aún hoy es admirado por su modernidad y la elegancia de su desarrollo vertical, además de por la singularidad de su circuito de pruebas en la azotea.