http://www.guardianesdrive.com/audi-sport-abt-schaeffler/

Audi Sport ABT Schaeffler aseguró el título por equipos de la Fórmula E con una impresionante remontada por parte de sus pilotos en la final de la temporada. Cuatro podios durante el fin de semana, incluyendo un doblete y 78 puntos de 94 posibles, convirtieron la desventaja de 33 puntos con la que llegaban a Nueva York en una ventaja final de dos puntos.

Emocionante fue la final en Nueva York, la lucha por el título en la clasificación por equipos en la Fórmula E estuvo abierta hasta la última vuelta. Dos puntos marcaron la diferencia al final. En la carrera del domingo, Lucas di Grassi cruzó la línea de meta en la segunda posición, después de 43 vueltas al circuito de Brooklyn. El brasileño consiguió el subcampeonato en la clasificación de pilotos, tras lograr su séptimo podio consecutivo. En las cuatro primeras carreras de la temporada, di Grassi no había finalizado en los puntos ni una sola vez; desde la sexta en adelante, subió al podio en cada carrera.

“No conseguimos puntos en cuatro de las carreras y ahora soy segundo en la clasificación de pilotos. Es un pequeño milagro. Ha sido una temporada excepcional para mí y para todo el equipo. Nunca nos rendimos, y ganar el título tras esta increíble remontada es la mejor prueba de ello”.

Lucas di Grassi.

En los cuatro años de competencias desde el inicio de la Fórmula E, di Grassi ha logrado 611 puntos y 27 podios para Audi Sport ABT Schaeffler, más que cualquier otro piloto en el campeonato de monoplazas eléctricos.

Su compañero, Daniel Abt, terminó en tercer lugar en la carrera del domingo y consiguió 15 puntos, al que sumó uno extra por marcar la vuelta rápida, contribuyendo a la sensacional victoria de Audi en la clasificación por equipos. Fue la cuarta vuelta rápida para el piloto de 25 años, quien más ha logrado a lo largo de la temporada. Audi Sport ABT Schaeffler lo hizo siete veces en doce carreras, un récord entre los equipos.

“Teníamos un gran objetivo y lo conseguimos. Una gran remontada. Estoy feliz por todo el equipo, también por la gente que no está en la pista, me alegro por cada colaborador y por cada trabajador en Ingolstadt, Neuburg y Kempten”

Daniel Abt.

Durante la final de la Fórmula E, el socio tecnológico Schaeffler ofreció una visión del futuro de la Fórmula E. El sábado por la tarde, Schaeffler invitó a casi 300 personas, entre ellos el embajador alemán en Estados Unidos, Emily Haber, a uno de los edificios emblemáticos de Nueva York. Allí mostró un prototipo del espectacular Audi e-tron FE05, cuyo sistema de propulsión será de nuevo desarrollado de forma conjunta entre Schaeffler y Audi. La segunda era de la Fórmula E comenzará con la primera carrera en Rijad (Arabia Saudí) a mediados de diciembre.